domingo, septiembre 29, 2013

ADVERTENCIA SOBRE UN LEÓN




- ¡Madre, madre! Acabo de ver el león de mármol que ha instalado el rico Craso junto a la puerta de su mansión. ¡Qué hermosos es! Y qué bellamente está pintado.

- Lo vi ayer, hija mía. Y esto te digo: no te confíes ante esa imagen benigna y alegre del león. Por más que Craso quieran presentárnoslo como una criatura mansa y hasta entrañable, los leones muerden.  

*Foto: León de mármol tal como debía estar pintado en la antigüedad. No es invención, sino que sacan los colores de las trazas que aún quedan en las obras originales. Jamás dejaban el mármol en su color blanco. Exposición "Los colores del blanco" celebrada en los Museos Vaticanos en 2005. Foto: Isabel Barceló.

NOTA 1: Craso, que ha quedado como sinónimo de hombre muy rico, vivió en Roma en el siglo I a.C. Se enriqueció escandalosamente a costa de la gente más pobre: cuando se incendiaba un edificio (cosa que ocurría con frecuencia, pues estaban hechos mayormente de madera) acudía con su equipo de "bomberos". Ofrecía al dueño pagar un precio ridículo por el edificio e iba rebajando la oferta a medida que avanzaba la destrucción. Sus hombres sólo intervenían para apagar el fuego una vez  había conseguido comprarlo... 

NOTA 2: Os dejo el enlace a la reseña sobre “La muchacha de Catulo” realizada por Amparo Andrés Machí en ÁGORA DIGITAL

martes, septiembre 24, 2013

NOTICIAS DE UN LIBRERO ROMANO




 Del librero Agathon a la noble Claudia Hortensia. Salud.

 Noble señora, mis antepasados tuvieron el acierto de copiar y vender los versos del poeta Catulo que conmovieron y escandalizaron a Roma hace más de medio siglo; ello supuso un gran impulso para nuestra actividad de libreros y nos consolidó como uno de los establecimientos más prestigiosos de la vía del Argiletum. Me es grato, pues, decirte que no está siendo menos calurosa la acogida que dispensan mis clientes a la recopilación de cartas y hechos en torno al poeta y su musa Clodia realizada por tu ilustre antecesora Hortensia.

Si, como afirmaba Catulo, el amor ha sido causa de la caída de reyes y de imperios, ¿a quién no le interesa conocer esa temible pasión, bien para arriesgarse a experimentarla, bien para guardarse de ella? No en vano la diosa Venus está presente en nuestras vidas: como Genitrix es madre de todos los romanos y como Ericina, despierta en nosotros el deseo más intenso e insensato.

¡Cuánto mejor será para ti y para mí encomendarnos, en cambio, a Mercurio y a Minerva, pues protegen, el uno el comercio y la otra las artes y el saber!  


NOTA: Queridos amigos, me complace deciros que la Editorial Evohé ha sacado ya la segunda edición de La muchacha de Catulo, tanto en papel como en digital. ¡Gracias por vuestro apoyo!


domingo, septiembre 22, 2013

DESCONFIANZA





Pasemos rápidamente, Julia, no me gusta nada este mosaico. ¿Puedes creer que ese tritón me produce escalofríos?  Temo que nos distraiga con el sonido engañoso de su caracola para, cuando menos lo esperemos, ensartarnos más cómodamente en su tridente.


*Mosaico en el ninfeo de Villa Iulia, Roma. Foto: Rafa Lillo


martes, septiembre 17, 2013

YO TE ORDENO



Esto responde Corina a las palabras de Ovidio

Con sumisas palabras, dulce amado, juras someterte a mis mandatos y aceptar las exigencias que yo quiera imponerte a cambio de entregarte mi amor. Veremos si mantienes tu promesa cuando sepas la condición principal: aunque te arda la lengua, aunque revientes por dentro o creas estar sometido a una tortura, ninguno de tus amigos debe saber, llegado el caso, que me entrego a ti. ¡Se muy bien cuánto aman los hombres alardear de sus hazañas amorosas! Así pues, te ordeno callar.


*Relieve expuesto en el Ara Pacis, Roma. Foto: Isabel Barceló
NOTA: Os dejo el enlace a la reseña de "La muchacha de Catulo" que ha hecho Elena Casero en su blog VEGES TU

domingo, septiembre 15, 2013

LUCERO MÍO





Esto dice el poeta Ovidio a su amada Corina:



“Admíteme, tú también, lucero mío, a tu lado con las condiciones que quieras; consiento en que me impongas leyes en medio del foro. No seré para ti ocasión de reproche, ni alguien de cuya marcha te alegres; no será el nuestro un amor del que haya que renegar”



OVIDIO.- Amores

Y esto le contestará CORINA

*Cupido y Psique en un sarcófago del museo Termas de Diocleciano. Foto: Isabel Barceló

NOTA: Os dejo el enlace a una reseña de La muchacha de Catulo aparecida en la revista CULTURAMAS

jueves, septiembre 12, 2013

CONOCER ROMA




Esto opina Chateaubriand:

“No puede decirse que se ha visto Roma cuando no se han recorrido las calles de sus barrios con espacios vacíos, jardines llenos de ruinas, recintos con árboles y viñas, claustros donde crecen palmas y cipreses, las unas se parecen a mujeres orientales, los otros a religiosas de luto.”


CHATEAUBRIAND.- “Memorias de ultratumba”
Cita extraída del libro "A journey to Rome", bilingue inglés e italiano. 

* Jardín de San Sebastiano al Palatino. Foto: Isabel Barceló

NOTA: Os dejo el enlace a la reseña de "La muchacha de Catulo" aparecida en el blog EL COBIJO DE UNA DESALMADA

lunes, septiembre 09, 2013

DESEO DE AMOR




¡Ahí va Marcia! No conozco a otra muchacha más hermosa ni más discreta. ¡Sueño con estrecharla entre mis brazos con tanta fuerza como las trenzas de su cabello ciñen su cabeza!


NOTA: Queridos amigos, me reincorporo paulatinamente a la actividad del blog y os iré visitando en breve. Entetanto, os dejo el enlace de la reseña sobre "La muchacha de Catulo" aparecida en el blog IURIS.